Desconfía CMIC de calidad de caminos construidos por comunidades

    Escrito por: ÁLVARO MORALES Enero 29, 2020 0
    FOTO: AGENCIAS FOTO: AGENCIAS

    Oaxaca de Juárez, Oax.- La Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) advirtió, una vez más, que de carecer de la asesoría técnica necesaria, la construcción de carreteras a las cabeceras municipales que el gobierno federal le ha delegado a las comunidades oaxaqueñas podría traducirse en obras defectuosas y que, por ende, no duren el tiempo de vida estimado.

     

    Al respecto, el presidente de CMIC-Oaxaca, Felipe Palacios Sibaja, indicó que las poblaciones rurales requieren de conocimiento especializado para garantizar la durabilidad de las obras que efectúan, toda vez que de no cumplir con la normativa indicada, los trabajos podrían evidenciar sus primeros desperfectos en la próxima temporada de lluvias o durante un sismo de gran intensidad.

     

    Es de recordar que durante 2019, la administración federal anunció que invertiría 3 mil 500 millones de pesos en la construcción de caminos a cabeceras municipales, recursos que dejaron de llegar a las constructoras del sector privado, incluida la CMIC.

     

    La semana pasada el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador estuvo en Oaxaca para inaugurar 25 caminos elaborados por la población de comunidades rurales.

     

    “No se ha podido hacer que se reconsidere el tema y que tengamos participación. Es importante que haya derrama económica en las comunidades, pero también es importante vigilar temas como la calidad, el tiempo de ejecución de la obra y los costos; tampoco se trata de hacer (obras) por hacer”, refirió el dirigente.

     

    Agregó: “Faltan temas de calidad, de proyectos, de normativa de los caminos; eso se va a ver más adelante: (se va a notar la) falta de supervisión, de participación de las empresas, la falta de la maquinaria. No puedes tú desplantar un camino sobre un terreno que no tiene las compactaciones adecuadas y, al rato, van a venir asentamientos, problemas de lluvias; independientemente del costo”.

     

    Palacios Sibaja reiteró que “el tema de los caminos tiene su forma de hacerse, tiene su normativa. Si no, estamos hablando de que estamos regresando 50 años o más en el tiempo para hacer las obras. No puede ser que una obra sea más barata a mano que con maquinaria”.

     

    Aunque resaltó que la CMIC no desea el fracaso de los trabajos efectuados por las comunidades, señaló que existe riesgo de que éstos puedan presentar daños en el corto tiempo.

     

    “Eso va a depender de la temporada de lluvia, hasta del tema de los sismos. Va a depender de cuestiones ambientales o hidrometeorológicas que lleguen a afectar y la falta de drenaje, la falta de compactaciones. Eso va a depender del lugar, de la zona donde se esté trabajando y de las circunstancias que se den en próximas fechas”.

     

    “Estas obras, por el costo que están teniendo, no se esperaría que fueran para un año, son obras que deberían mantenerse 20 años o más, pero si no se hicieron correctamente, en una temporada fuerte de lluvias se van a ver las fallas”.

     

    Otro punto importante que debe ser tratado, de acuerdo con el dirigente, es que con la implementación de esas obras por parte de las comunidades, no existe ningún tipo de recaudación para el Estado.

     

    “Las empresas siempre retribuimos al Estado con los impuestos, pero aquí no va a haber recaudación; el tema de seguridad social, el tema de vivienda para los trabajadores”, subrayó.

     

    Por otra parte, la CMIC indicó que su dirigencia nacional continúa en negociaciones con el gobierno federal para que éste le permita a sus empresas afiliadas su participación en el desarrollo de megaproyectos de infraestructura, como el Corredor Interoceánico, que se erigirá en la región del Istmo de Tehuantepec.

     

    “Uno de los planteamientos es ese, que pueda participar la Cámara en todos los grandes proyectos que están anunciados, como el caso del Corredor Interoceánico; es muy importante que pueda haber participación para las pequeñas y medianas empresas”, apuntó.

     

    El líder de la CMIC indicó que otro de los puntos que busca la organización es que las autoridades le permitan a sus empresas participar en obras locales en calidad de asociados y no únicamente a través de la subcontratación “porque eso no ha funcionado”.

     

    Resaltó: “Son contratos mal pagados y, al final, a veces ni siquiera se les paga a las empresas locales. La forma sería que pudiéramos trabajar en un sistema de coparticipación con las grandes empresas en un porcentaje del volumen de la obra que traigan”.