Proponen destituir a alcaldes y cabildos que promuevan desacato de medidas de prevención por Covid

    Escrito por: ÁLVARO MORALES Julio 04, 2020 0
    FOTO: AGENCIAS FOTO: AGENCIAS

    Oaxaca de Juárez, Oax.- Debido a los altos índices de desacato registrados en Oaxaca en torno a las medidas de higiene para prevenir la propagación de Covid 19, al Congreso del Estado fue enviada una propuesta que tiene como objetivo modificar la Ley Estatal de Salud y la Ley Orgánica Municipal a efecto de destituir del cargo a aquellas autoridades municipales e incluso cabildos que no hagan valer las medidas de prevención para contener emergencias o crisis sanitarias, incluidas pandemias y epidemias.

     

    Asimismo, esta propuesta contempla sancionar penal o administrativamente a aquellos ciudadanos que desacaten las disposiciones aprobadas por la autoridad a efecto de evitar o frenar el número de contagios de una contingencia como la que hoy ocurre.

     

    De acuerdo con la iniciativa, la desobediencia civil registrada en Oaxaca ha sido provocada por la omisión de las autoridades municipales, que en varios casos han fomentado la violación del aislamiento social y la sana distancia por medio de acciones como la realización de fiestas patronales, como en el caso del municipio de San Pedro Ixtlahuaca, en los Valles Centrales.

     

    La iniciativa indica que tanto en el caso de Ixtlahuaca como en el de otras municipales, la propia autoridad ha promovido la realización de eventos sociales y religiosos, en plena pandemia de Covid 19.      

     

    Ante ello, la propuesta, que actualmente está en fase de estudio, sugiere  reformar la Ley Orgánica Municipal del Estado de Oaxaca con el objetivo de instaurar como causa grave para la desaparición de un ayuntamiento   el hecho de poner en riesgo la vida, la dignidad o los derechos humanos de los ciudadanos y como causa grave para la revocación de mandato de algún miembro del Ayuntamiento el desacato de las medidas sanitarias o protocolos de salud pública tratándose de emergencias sanitarias, epidemias o cualquier otra crisis de salud.

     

    Asimismo, modifica la Ley Estatal de Salud con el objetivo de que el Sistema Estatal de Salud sea la máxima autoridad en turno en caso de emergencias sanitarias, epidemias o cualquier crisis de salud.

     

    Con ello, el sistema sanitario será el encargado de coordinar los procesos de sanitización y vacunación, así como de elaborar los reglamentos de cuidado y prevención.

     

    En este último sentido, la iniciativa añade que en caso de desacato de la población o de las autoridades municipales, la Secretaría de Salud deberá dar vista a las autoridades políticas, penales o administrativas.