AMLO reclama a activistas: antes 'callaron como momias'

    FOTO: AGENCIAS FOTO: AGENCIAS

    El presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que hay organizaciones afines al “conservadurismo” que “padecen amnesia”, las cuales no exigieron a las administraciones pasadas una explicación por enfrentar el problema de la inseguridad con el uso de la fuerza.

     

    “Los que ahora gritan como pregoneros y callaron como momias”, sentenció el Presidente ayer al ser cuestionado sobre la marcha por la verdad, la justicia y la paz, que encabezaron el poeta y activista Javier Sicilia, así como Adrián y Julián LeBarón, padre y abuelo de cinco de las nueve víctimas de la masacre registrada en contra de su familia en Bavispe, Sonora.

     

    Sin una alusión directa, el jefe del Ejecutivo señaló a quienes comenzaron a ver la inseguridad y la violencia “a partir de su administración”.

     

    “Esas organizaciones no están pidiendo que se investigue a fondo cómo el secretario de Seguridad Pública de (Felipe) Calderón estaba involucrado con la delincuencia, ese señor que está detenido en Nueva York, (Genaro) García Luna”, insistió.

     

    En entrevista radiofónica horas más tarde, Javier Sicilia calificó como lamentables las palabras del Presidente, a quien acusó de no mostrar sensibilidad.

     

    “Acusa de amnesia cuando a él se le olvida que el 8 de mayo de 2011, subiendo al templete con el Zócalo lleno, yo pedí la cabeza de Genaro García Luna… Me deja un sabor muy amargo”, indicó.

    A su parecer, López Obrador “no lee o no le pasan los partes sus asesores, en los que se le pide investigar las redes de complicidad. Ahí está la punta del iceberg, ahí están los Duarte, ahí está Genaro García Luna. ¿Por qué no traen a los Presidentes, a los gobernadores?“, cuestionó.

     

    Al respecto, el dirigente nacional del PAN, Marko Cortés, en conferencia de prensa, consideró como inadmisible que en un país democrático no se escuche y se desdeñe el diálogo a quienes demandan seguridad para todos los mexicanos.

    “Es inaceptable que no se pueda dialogar, porque entonces estamos hablando de un gobierno de modelo autoritario, que tiene oídos que no escuchan a la sociedad que está necesitando ser escuchada”, apuntó.

     

    Comentó también que el encono generado desde la Presidencia de la República lamentablemente se vio replicado en el Zócalo por sus seguidores. Esto, en alusión a los reclamos en contra de los integrantes de la Caravana que marchó este domingo.

     

    “No podemos permitir que el Presidente sea el que provoca la polarización, el encono, porque eso genera al final violencia y ya quedó acreditado”, acotó.